Salmos Tiempo Ordinario

Con la fiesta del Bautismo del Señor, concluye el Tiempo de Navidad y se inicia el Tiempo Ordinario - "tempus per annum" - (tiempo durante el año), que comprende 33 ó 34 semanas. Se ve interrumpido por el miércoles de ceniza, que abre la puerta al Tiempo de Cuaresma. Tras la PASCUA DE RESURRECCIÓN continuamos con el resto de semanas que componen el Tiempo Ordinario.

Incluimos las antífonas de los salmos cantados y que corresponden a los domingos y festividades principales de este tiempo litúrgico

IV domingo
Dichosos los pobres en el espíritu ...

VIII domingo (Corpus Cristi)
Glorifica al Señor, Jerusalén

IX domingo
Sé la roca de mi refugio, Señor

X domingo
Al que sigue el buen camino le haré ver la salvación de Dios

XI domingo
Nosotros somos su pueblo y ovejas de su rebaño

XII domingo
Que me escuche tu gran bondad, Señor

XIII domingo
Cantaré eternamente las misericordias del Señor

XIX domingo
Muéstranos, Señor, tu misericordia ...

Asunción de la Virgen María
De pie a tu derecha está la reina...

XX domingo
¡Oh Dios, que te alaben los pueblos ...!

XXI domingo
Señor, tu misericordia es eterna, no abandones la obra de tus manos.

XXII domingo
Mi alma está sedienta de tí, Señor, Dios mío.

XXIII domingo
Ojalá escuchéis hoy la voz del Señor: "No endurezcáis vuestros corazones"

XXV domingo
Cerca está el Señor de los que lo invocan

XXVI domingo
Recuerda, Señor, que tu misericordia es eterna.

XXVII domingo
La viña del Señor es la casa de Israel

XXVIII domingo
Habitaré en la casa del Señor por años sin término

XXIX domingo
Aclamad la gloria y el poder del Señor

XXX domingo
Yo te amo, Señor; tú eres mi fortaleza, tú eres mi fortaleza

Todos los santos
Estos son los que buscan al Señor

XXXI domingo
Guarda mi alma en la paz, junto a tí, Señor

XXXII domingo
Mi alma está sedienta de tí, Señor, Dios mío

XXXIII domingo
Dichoso el que teme al Señor

XXXIV domingo (Cristo Rey)
El Señor es mi pastor, nada me falta